lunes, 7 de enero de 2008

Kaká dona a su Iglesia el trofeo FIFA del Mejor Jugador del Año

Es conocido por la mayoría de nosotros que muchos jugadores de fútbol hacen uso de sus habilidades deportivas para exponer al mundo su fe en Jesucristo. Y el brasileño Kaká, del AC Milán, no es la excepción. Kaká fue elegido recientemente por la FIFA como el mejor futbolista del mundo en 2007, y expondrá el trofeo que se le confirió en la sede de la iglesia evangélica a la cual pertenece. El futbolista brasileño entregó el trofeo al templo de la Iglesia Renacer en Cristo en Sao Paulo, según informó Diogo Kotscho, portavoz del jugador brasileño.

Kaká, de 25 años, recibió el premio el mes pasado tras imponerse en la elección que realizan los técnicos y capitanes de las selecciones nacionales, superando al argentino Lionel Messi (Barcelona) y al portugués Cristiano Ronaldo (Manchester United).

Según dijo Kotscho, “el trofeo será exhibido durante tiempo indefinido”. Kaká suele mencionar con frecuencia sus creencias cristianas, y es común verle levantar los brazos al cielo tras marcar un gol. Después que el Milán venció a Boca Juniors en la final del mundial de clubes el mes pasado en Japón, Kaká mostró una camiseta con el texto “Pertenezco a Jesús”. Posteriormente le entregó esa camiseta al presidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva. Kaká también ha expresado su deseo de convertirse en pastor evangélico cuando deje la práctica del fútbol. Y nosotros los cristianos alabamos el nombre del Señor porque ha levantado a un joven deportista que a viva voz testifica del evangelio de Jesucristo a millones de personas a través de su ejemplo.

Paradójicamente al triunfo de Kaká, la pareja brasileña que estableció la Iglesia Renacer en Cristo se declaró culpable el año pasado por blanqueo de dinero en Estados Unidos y fueron sentenciados a casi cinco meses de cárcel (el pastor Estevam Hernandes, fue detenido por el FBI en enero de 2007 cuando trataba de entrar en los Estados Unidos de América con 56,400 dólares sin declarar que estaban escondidos dentro de una Biblia en la mochila de su hijo, según el diario O Globo). Por supuesto que esta parte de la noticia no nos alegra, motivo por el cual animo a todos los lectores de este blog a elevar una oración al Padre de misericordia a favor de esta pareja, para que el Señor discipline en amor sus corazones, y que pronto puedan ser restaurados en la comunión del pueblo de Dios.

Nos unimos al triunfo de Kaká y deseamos que el Señor le siga usando con fuerza para el avance de Su reino. Pero también oramos para que nunca se aparte de él la humildad y la sencillez, y que siempre sea un cristiano ejemplar que impacte al mundo con sus palabras, sus actos…¡y su fútbol!

4 comentarios:

Oscar dijo...

Y qué tiene que ver una cosa con la otra'?

Y de qué le va a servir a la iglesia ese trofeo???

Karel Golcher dijo...

Oscar, gracias por tu visita.
En efecto, creo que a la iglesia no le servirá en lo absoluto tal trofeo. La noticia, más bien, caracteriza la actitud del futbolista respecto a su devoción y entrega a Dios como pilares de su profesión deportiva. Quizás la entrega del trofeo a la iglesia representa para Kaká un símbolo de gratitud por lo que él considera que ha recibido de Dios, producto de su fe cristiana. No creo que tenga otras connotaciones.

Saludos.

Anónimo dijo...

Que "nuestro" Jesucristo" tenga siempre bajo su mano, bajo su manto a nuestro querido hermano KAKa, Dios te bendiga hermano - un Pablito chico- y que el espiritu Santo te guie hoy y siempre, Bendiciones tambien a ti Karel.

Respecto al TROFEO me imagino que KAKA lo dejo en su iglesia como agradecimiento, GRACIAS A TI HE LOGRADO ESTO MI SEÑOR...

Josué dijo...

HOLA QUISIERA SABER DONDE CONSEEGUIR UN VIDEO DEL TESTIMONIO DE KAKA Y SI SE PUEDE CONTACTAR A KAKA YA QUE PERTENESCO A UN MINISTERIO QUE EVANGELIZA NIÑOS POR MEDIO DEL FUTBOL Y Q ELLOS LO ESCUCHARAN SERIA DE MUCHA BENDICION XFA SI ALGIEN ME AYUDA SE LO AGRADESCO OK. BENDICIONES